lunes, 16 de octubre de 2017

Pequeños grandes luchadores

El post número 50 no podía ser más especial... 

“Que la maternidad era una carrera de fondo ya lo sabía, que iba a suponer una lucha constante también, pero merecía la pena el riesgo”. Creo que esta afirmación la podemos compartir todos los padres y madres sin dudar, pero imaginad que durante la carrera de fondo van apareciendo obstáculos que hacen que vayamos con la lengua fuera, arrastrándonos en ocasiones pero sacando fuerza no se sabe muy bien de donde. Imagino que algo así deben sentir los padres y madres, y por supuesto los niños y niñas, que encuentran vallas en forma de enfermedad en su camino. Cada año en España se diagnostican 1.400 casos de cáncer infantil, el 80% se cura. Sin duda, todos ellos han nacido para luchar pero también para sonreír. Éste es el eslogan de la campaña de Malasmadres junto a la Fundación Aladina, Fundación que lucha para que ningún niño con cáncer pierda la sonrisa y que atiende cada año a más de 1.500 niños y sus familias en los 12 hospitales en los que colabora.

Dentro de la colección “Nacida para Luchar” se han diseñado dos camisetas solidarias para niño y niña con el lema “Nacidos para Luchar y sonreír”. El 100% de las ventas de estas dos camisetas solidarias irán destinadas a la Fundación Aladina. Podéis conseguir las vuestras aquí.


Además de adquiriendo estas camisetas, si tienes un blog o redes sociales también puedes poner tu granito de arena de forma muy sencilla:

  1. Compartiendo el precioso vídeo homenaje que han creado sobre estas madres, padres y niños luchadores.
  2. Regalando camisetas solidarias, que puedes conseguir aquí. Recuerda que el 100% de su venta irá destinado a la Fundación Aladina.
  3. Escribiendo un post en tu blog o redes sociales. Para ello, si necesitas material o quieres preguntar cualquier cosa, puedes hacerlo en hola@clubdemalasmadres.com



Cuando salió la campaña me sentí muy identificada porque aunque tenemos la suerte infinita de que nuestros problemas sean otros, nunca nadie seremos lo suficientemente conscientes de la suerte que tenemos, estos dos años para nosotros también están siendo una carrera de fondo. En octubre Principoso ha cumplido dos y como en cada octubre todos sus médicos quieren verle por lo que suele ser un mes de análisis, citas y se hace un poco cuesta arriba… El sentimiento de empatía es total. Y sí, le miro y sé que ha nacido para luchar pero para sonreír todo el tiempo.






¡Ya se han vendido 400 camisetas! 

lunes, 18 de septiembre de 2017

DIY: El regalo de cumple de Principoso

Cuando empezó esto de Treintamami debe ser que yo era otra persona, una que por lo menos sabía organizarse mejor. ¡Sacaba un post al día! Publicaba de lunes a viernes y descansaba los fines de semana. Necesitaba que el blog estuviera nutrido de temas por si entraba alguien, cosa que en diciembre del año pasado la mayor parte del tiempo eran conocidos, tuviera donde elegir, tuviera temas para decidir qué le apetecía leer. Fueron pasando las semanas y de 5 post semanales lo dejamos en 2, después en 1, después en ninguno… Y ¡ojo! No es porque no me apetezca es que de repente no he sabido donde dejar un ratito al día para mí.

Pensé, ¡venga! verano punto de inflexión, y en septiembre cuando Principoso esté en el “cole” escribiré por lo menos dos veces a la semana… La semana pasada, bueno la semana pasada era la semana de adaptación ya sabéis… mejor el lunes y hoy lunes estamos probando las mieles del éxito del “cole” de la mano de Principoso con una laringotraqueobronquitis aguda, vamos que tiene una laringitis que se le ha agarrado al pecho y parece Darth Vader. Genial oye, ventolín por aquí, Rhynomer por allá, un poquito de Apiretal y a disfrutar del lunes. Pero he dicho, ¡no!, tengo que escribir porque sí, porque me hace sentir bien por cansada que esté y he dicho venga hoy les voy a hablar del regalo de cumple que Treintapapi y yo le hemos hecho a Principoso, y es que en dos semanas mi “Ya no bebé” cumple dos años y hemos decidido hacerle un regalo muy especial: un supermercado molón hecho por Treintapapi ejecutando las ideas de Treintamami :P

Teníamos en casa un banco de madera que compramos en Ikea hace años, yo diría que el banco tiene unos 8 años y costó si mal no recuerdo 10 euros más o menos. Ha tenido muchos usos, desde balda para camisetas, mueblecito para poner macetas en el salón y su última, o penúltima vida, la vivió como banquito en el recibidor de casa para dejar los bolsos y demás al llegar, pero ya necesitaba o bien otra vida o pasar a mejor vida. Así que le hemos dado otra oportunidad, para mí, la más bonita que ha tenido hasta ahora.

Para hacer el supermercado hemos utilizado el banco de Ikea (no os pongo el enlace porque no lo encuentro, como os digo tiene muchos años), unos listones de madera, una balda y un retal, todo lo compramos en Leroy Merlin y pintura blanca que teníamos por casa. A esto le sumamos unas cestas que compré en Tiger por ¡1euro!, unas frutas, comida de mentirijilla y la reina del proyecto ¡la caja registradora! Al principio me enamoré de la caja registradora de Ikea pero… me enamoré yo. A Principoso le gusta hablar por el micrófono, pasar la tarjeta de crédito y que suene, pasar el lector por los códigos de barra… ese tipo de cosas. Pero no queríamos gastar mucho por lo que después de buscar nos decantamos por ésta de Toy Planet.












Aunque aún quedan dos semanas para su cumple decidimos dársela antes aprovechando las vacas de septiembre de Treintapapi y así poder dedicarle tiempo para jugar y jugar, además en su cumpleaños se juntará con más emociones y no podrá exprimir todo como se merece por lo que mejor espaciar los regalos. El resultado: un 10! Le encanta! Toquetear las monedas, hacer el rol del vendedor, del comprador y hablar por el megáfono: hola, adiós, gracias, mañana (hasta mañana), son 2, son 8 (euros) y así en bucle…

¿Qué fomentamos con el supermercado?
-       Empatía al adoptar el papel de un determinado personaje que se da en los juegos de imitación.
-       Desarrollo imaginación.
-       Aprendizaje de números
-       Familiarización con nombre de verduras, frutas…
-       Aprendizaje de saludos comunes y frases de cortesía

¿Qué os parece?, ¿os gusta cómo nos ha quedado?


Por cierto, ya que nos pusimos a cortar madera y nos iba a sobrar hicimos este perchero tan chulo. Sé que lo habréis visto en muchos perfiles de decoración y tiendas, imagino que los mismos que me han servido a mí de inspiración. Evidentemente no tiene la calidad de los que lo hacen profesionalmente pero a nosotros nos vale para nuestro propósito: que Principoso llegue a coger y colgar su chaqueta y deje su mochila cada vez que salimos y llegamos.



miércoles, 9 de agosto de 2017

¡Puedes ser cualquier cosa!

Desde hace unos días tenemos la suerte de pertenecer a la plataforma Boolino Friends y el viernes recibimos el primer libro elegido para poder hablaros de él.

Han pasado ya varios días y nuestro libro está lleno de tomate, arañado… Y pensaréis, ¿eso es bueno o malo? Para mí buenísimo porque es síntoma de que Principoso no lo ha soltado y os puedo asegurar que no es una exageración mía. Además, ¿para qué están los libros si no es para ser usados?

El libro es ¡Puedo rugir! (1-3 años, Ed. Corimbo). Varias páginas de cartón duro con las que el peque puede disfrazarse del animal que aparezca en esa página e imitarlos ya que, además de las bonitas ilustraciones de su autor Frank Asch, con cada animal aparece una frase que le describe.




Es un cuento interactivo y muy divertido. Aquí todos hemos rugido como un león o rumiado como una vaca. Ya os he contado que estamos en plena fiebre de los animales (ahh! y los coches también) por lo que esta historia nos ha venido como anillo al dedo.



Lo de las manchas de tomate tienen una explicación. Estamos en época de comer mal, muy mal y en estos días el león ha comido macarrones, “chicha”, pescado… Tenemos al león muy bien alimentado y es que cualquier ayuda es poca.

El otro día montamos la sabana en casa gracias a una idea que le copié a @elpeluchenaranja (si podéis echad un ojo porque tiene un montón de ideas geniales). Hicimos arena lunar y por supuesto allí estaba el león del cuento observando detenidamente y manchándose como es debido.






El libro se despide con la posibilidad de que los peques se conviertan en una flor con el texto “¡Puedo ser cualquier cosa!” y sí, estoy segura de que los peques podrán ser lo que quieran ser.

domingo, 23 de julio de 2017

Sello de calidad InsectDhu: pican, pican los mosquitos...


Verano y mosquitos son sinónimos en esta casa, aunque es cierto que de un tiempo a esta parte y dada la exagerada reacción que me provocan las picaduras de mosquitos intento estar preparada para todo y que no me pille desprevenida: enchufes por todas partes, repelentes y cremas varias para las picaduras. Las cremas que siempre he usado han llevado algo de corticoides pero porque el grado que alcanzaban mis picaduras lo requerían, para que lo entendáis me he llegado a quedar coja durante una semana por una picadura en la rodilla o parecer la prota del Jorobado de Notre Dame por una picadura en el ojo, todo en este plan.

Cuando nació Principoso, y más al ver lo delicada que tenía la piel, empezamos a buscar el mismo arsenal anti mosquitos que tengo para mí pero adecuado para un bebé y nos decantamos por un repelente para bebés (siempre evitando el contacto directo con su piel y en concentraciones bajas) para pulverizar el carro cuando íbamos de paseo o la cunita antes de dormir, además de un enchufe antimosquitos apto para bebés.
Para mi sorpresa de momento no ha sido pasto del veneno de mosquito de forma exagerada (tocaremos madera), debe ser que como mamá duerme a su lado pues ya me pican a mí.

¿Sabéis que uno de los grupos de personas que corren más riesgo de sufrir picaduras son las embarazadas? Los mosquitos se sienten atraídos en función de la cantidad de dióxido de carbono que se exhala al respirar y las embarazadas emiten un 21% en las últimas etapas del embarazo. También tienen sus preferencias en lo que a sangre se refiere, son muy sibaritas ellos. Sangre tipo 0 mejor que A. Vamos que hubo una época de mi vida en la que me adoraban. A esto hay que sumar la temperatura, el olor y la humedad de la piel de sus víctimas.

Como veis en esta casa en este tema de los mosquitos somos unos expertos pero nunca te acostarás sin saber una cosa más o, en este caso, sin probar una cosa más y es que gracias al Sello de Calidad de Madresfera hemos podido conocer y probar InsectDHU de Mamanatura en dos formatos: Gel y roll-on.

De los dos formatos me ha parecido más interesante el roll-on. Es más, creo que se convertirá en un básico en esta casa. Es práctico no contiene amoniaco ni corticoides y se puede utilizar desde bebés (+0). Está realizado a base de algunos aceites, entre otras cosas, como el de citronella (ahuyenta), eucalipto (antiinflamatorio), agua de hamamelis (calma y regenera la piel), urtica urens (calma el picor)… Por ponerle alguna pega a sus ingredientes, quizá el hecho de que lleva alcohol, pero no es algo que determinará mi compra del producto. 

Respecto a su eficacia os puedo hablar en primera persona porque Principoso estos días no ha tenido ninguna picadura pero yo sí, ¡qué le vamos a hacer! y ¡sí funciona! 



El gel también puede utilizarse en picaduras de medusas (ojalá hubiera llegado antes el producto porque este año también hemos tenido nuestra dosis con Treintapapi como víctima) y es genial el efecto refrescante que proporciona. Para bebés mejor consultar porque en este caso en el envase no indica que sea a partir de +0 como sí lo hace en el roll-on.

Por todo ello, en una escala del 1-5 (siendo 5 lo mejor) puedo deciros que:

  • Eficacia: 5
  • Olor: 4
  • Los formatos disponibles: 5 (sobre todo roll-on)
  • La composición: 4

lunes, 3 de julio de 2017

Sello de calidad: Probamos los productos CalenduflorBaby


Aquí estamos empezando semana, aunque lo hacemos con otra perspectiva porque en nuestra casa será una semana corta ya que haremos una escapadita.

Antes de marcharme os quería contar nuestra experiencia con los productos CalenduflorBaby (toallitas y crema para el culito) @mamanaturaesp gracias al sello de calidad de Madresfera. 



En primer lugar las toallitas son muy recomendables. Tienen un olor muy agradable pero sin saturar, no son exageradamente jabonosas (algo que agradezco porque no me gusta mucho esta característica que sí tienen otras toallitas), pero lo que más me ha encantado es su tamaño y su espesor.
No son las típicas toallitas, yo éstas quizá las destinaría a los cambios de pañal en exclusiva y no tanto a los mil y un usos, que por lo menos yo, doy a las toallitas: limpiar manos, boca... ¿Por qué digo esto? Porque con su suavidad y espesor me parecen perfectas para la piel del culito que siempre es más sensible (¡ojo! si queremos usarlas para todo lo demás se puede sin problemas, obviamente, pero respecto a las que usamos habitualmente en casa el precio se triplica y he preferido reservarlas para el momento cambio de pañal del que os hablo).
Además, con la maña que ya nos damos todos y todas y dado su tamaño con una sola toallita podemos finalizar la “pringosa tarea” que tenemos entre manos. 


Por otra parte, el tejido de las mismas se ha blanqueado sin cloro y su uso nos proporciona las propiedades propias de la caléndula (Calendula officinalis): es antiinflamatoria, cicatrizante y provee al culito del bebé de protección porque también es antibacteriana y antivírica.
Por ponerle alguna pega, me desesperan los paquetes de toallitas que no llevan tapita de plástico y sólo pegatina. Esto de tirar y que salgan varias toallitas a la vez o que poco a poco la pegatina deje de pegar no me motiva demasiado. Es cierto que es un “problema” que nada tiene que ver con la calidad de la toallita propiamente dicha, pero como lo veo de fácil solución aquí va mi sugerencia.
Para todas y todos aquellos que estéis interesados las podéis encontrar en farmacias.


Respecto a la crema para el culito os puedo dar menos datos personales… y esto tiene una explicación. Principoso tiene la piel muy, muy sensible y siempre que nos salimos de su crema habitual del culete, se le pone rojo, rojo… En esta ocasión también hemos probado, no dejo de probar porque nunca se sabe y más con una crema con extracto de caléndula que en principio protege, recupera la piel de las propias irritaciones causadas por el pañal y suaviza la piel, pero no hemos tenido suerte.
Para todos aquellos que tengáis la ventaja de poder usar cualquier crema os animo a que probéis ésta por algo que a mí me ha encantado: su textura.
Me ponen muy nerviosa las cremas excesivamente untuosas que te dejan los dedos pegajosos. Los dedos y todo el cuerpo del peque porque yo no sé vosotras pero con lo que se mueve el mío no me da tiempo a lavarme las manos cuando ya le he tenido que agarrar y por lo tanto pringar todo de crema. CalenduflorBaby me ha resultado ligera y muy cómoda de aplicar.

Este post lo he podido realizar gracias a que mi blog fue seleccionado en esta ocasión para el Sello de Calidad de Madresfera, algo que me ha dado la oportunidad de probar ambos productos. Espero que mis opiniones os sean de utilidad.

Estos días ya no apareceré más por aquí porque como os decía al principio nos vamos una semanita fuera. Van a ser días de primeras veces, como la primera vez de Principoso terremoto en avión… ¡ya os contaré qué tal la experiencia! aunque sólo de pensarlo ya tiemblo.